El Electrochorro Ecuatorial y su influencia sobre la humanidad

Foto22Mendoza - Argentina
23 de Agosto de 2010

 Organizado por la Fundación FISS Central Científica, Delegación Argentina, se ofreció una conferencia donde los asistentes pudieron ver la relación entre el hombre y el planeta, los centros magnéticos, el traslado del centro energético del hemisferio norte al hemisferio sur y el cambio psicológico en la habitantes que ello genera.
Desde hace algunas decenas de años y más particularmente desde el fin de la última guerra mundial, una corriente de inquietud espiritual mueve el espíritu de los investigadores y los orienta en la dirección de los problemas humanos más agudos y más graves, a saber: valor y razón de la vida, de sus manifestaciones, cualesquiera que sean sus formas; valor y papel de las dignidad humana; estudio de las relaciones de los hombres entre sí; despertar de la inteligencia y del sentido ético, religioso y místico; dificultad y complicación creciente de la vida social y económica, su inestabilidad, y muchos otros problemas por lo demás vitales. Todos estos seres que descienden hasta sí mismos se dan cuenta de que sufrimos una crisis en que el espíritu y su poder, en letargo en la mayor parte de los hombres, se revela brutalmente en unos, más modestamente en otros, pero cada uno comprende que es en sí mismo en quien el problema tiene que resolverse y que, únicamente después de que cada uno haya realizado en sí y por sí la Verdad que presiente, estos grandes males que la humanidad sufre podrán ser aminorados y completamente liquidados en una comprensión total y un Amor desinteresado de los Seres pensantes entre sí y para la creación entera.
Ahora bien: este espíritu de investigación se manifiesta con más energía en la hora actual que en cualquier otra fecha desde hace 2.000 años, porque la forma social y religiosa de nuestra civilización está en trance de envolverse en un vestido de corte y color hasta ahora  desconocidos”..
La Historia de la Humanidad nos muestra que en cada ciclo la Verdad se manifiesta en nosotros bajo una enseñanza de ritos y dogmas diferentes. La Sucesión de los Ciclos corresponde al lento movimiento según el cual en el equinoccio de Primavera el Sol se desplaza con relación al año precedente. Este fenómeno es bien conocido de los astrónomos y de todos aquellos que son inclinados a la cuestión denominada bajo el nombre de Precesión Equinoccial. Cada paso de Ciclo al siguiente determina un cambio en la forma de expresión de la religión.